11 ago. 2014

Distancia entre tren y andén en el Ferrocarril Sarmiento


Mala leche

Hace un tiempo apareció la fotografía que ilustra este artículo en una página de Facebook que se dedica a crear noticias negativas y falsas sobre el ferrocarril Sarmiento. ¿Increíble, no?

Esta fotografía no está retocada, no es falsa, pero sí fue tomada con mucha mala leche.

Antes de adentrarnos en la explicación técnica, conviene recordar que el motivo por el cual fue tomada es desacreditar al actual ministro Florencio Randazzo, gestor de la compra de este material rodante; desacreditación que se entiende dentro del contexto de la oposición sindical llevada adelante por el sindicalista Rubén Sobrero, cabeza de la Unión Ferroviaria lista bordó, que sólo tiene influencia en el Ferrocarril Sarmiento.

Ubicación

Esta fotografía fue tomada en algún andén que presenta una curvatura convexa, por lo que puede apreciarse en esta intervención donde se nota la distinta separación del andén con respecto al borde de la puerta.


Por las características del borde del andén, y por la curvatura suave que posee he determinado tres posibles ubicaciones, marcadas aquí en el mapa.

Observe distancia entre tren y andén

Para quienes ascienden o descienden del tren en la estación Plaza Miserere es cuestión cotidiana observar una distancia considerable entre la puerta del tren y el borde del andén. Esto no responde a ninguna falla del material rodante ni tampoco un error en la altura o el gálibo del andén; es una cuestión puramente geométrica, como podemos ver en el gráfico 1.

Gráfico 1

En el gráfico 1 tenemos una representación esquemática de un andén curvo, un tren y las vías. Los coches de cada tren tienen dos puntos de apoyo, llamados bogies, que contienen las ruedas. A diferencia de un automóvil, que tiene las ruedas delanteras móviles y las traseras fijas, un coche o vagón ferroviario se apoya en dos bogies que giran libremente cada uno en un punto de unión con el chasis, lo cual hace, como se puede apreciar, que al tomar una curva el vagón o coche queden paralelos a la tangente de la curva.

Al acercarse a un andén curvo es natural, entonces, que exista una distancia mayor entre el borde del andén y la puerta central si el andén tiene una curvatura cóncava; en caso de una curvatura convexa, la distancia mayor se apreciará en las puertas de los extremos del coche.

Esta situación se presenta característicamente en estaciones del metro londinense, en el cual es normal ver carteles con la leyenda "mind the gap" (cuidado con el hueco). También en Buenos Aires hay una estación en la cual se puede apreciar claramente este fenómeno: Plaza Miserere.

"Mind the gap" en el subte londinense.
Foto: Wikimedia


Formación del Ferrocarril Roca detenida en un andén curvo en la estación La Plata. Se puede observar la diferente distancia al andén de las puertas ubicadas en los extremos y en el medio de cada coche.

1 comentario:

  1. Sugerencia para retitular el post: "mind the gap" se puede traducir más ajustadamente como "tenga en cuenta la brecha". Con eso se cubriría la dimensión geométrica y política del asunto. Saludos.

    ResponderEliminar